Federación de Baloncesto de la Región de Murcia

Odilo FC Cartagena se toma la revancha y consigue la Copa Federación AON (85-71)

Odilo FC Cartagena se toma la revancha y consigue la Copa Federación AON (85-71)
El equipo de Gustavo Aranzana, merced a un último gran cuarto, se alza con el trofeo ante su afición

Odilo FC Cartagena CB se tomó la revancha de la pasada edición, cuando UCAM Murcia "B" asaltó el Palacio de los Deportes de Cartagena, y se proclamó campeón de la Copa Federación AON 2022. Una gran final de altísimo nivel, muy igualada hasta el último cuarto donde los albinegros fueron más fuertes y anularon el dinámico ataque del filial universitario. Un 85-71 que deja un buen sabor de boca a los cartageneros antes de arrancar su segunda temporada en LEB Plata.

El renovado proyecto de UCAM Murcia, con Dimitris Tsesmetzis a la cabeza en el banquillo, tuvo en el base Dani Arjol a su jugador total. Pases, triples y hasta un mate para mostrar su potencial y que, si todo sigue su trayectoria, será pieza importante en el Grupo E de Liga EBA. Escuderos de lujo como Fran Garrido o los suecos Wilhelm Falk y Villian García lideraron el ataque universitario, que echó en falta la contundencia de El Hadji Ngom o el acierto de José Tomás Martínez en el perímetro, como hiciera en el partido debut ante la AD Infante.

Por su parte, Cartagena encontró en la pintura a su principal arma. Aunque Isaiah Powell se echó el equipo a la espalda en los primeros compases del partido, fue el ilicitano Sergio Mendiola el que acabó siendo determinante. Si al desparpajo de jugadores exteriores como Pau Tendero o Joaquín Reyes y a la inteligencia de dirección de juego de Víctor Aguilar y Emilio Martínez se le suma el poderío interior, Gustavo Aranzana tiene mimbres para hacer disfrutar a la afición cartagenera. Las condiciones de Mendiola pueden ser vitales en LEB Plata, junto al trabajo de los poderosos Ryan Lobreau y Johan Kody.

Un parcial de 25-10 en el último periodo provocó que UCAM bajase los brazos y que el Odilo FC Cartagena se gustase, dejando jugadas para que la afición disfrutase como un alley-oop entre Aguilar y Pau Tendero. De este modo el club albinegro se lame las heridas del año pasado, cuando UCAM asaltó el Palacio de Deportes de la Avenida del Cantón, y mostró su crecimiento tras enfrentarse en pretemporada a dos equipos LEB Oro como Almansa y Alicante.